Hace un tiempo atras, la cadena AMC mostró un primer avance de la serie Interview with the Vampire (2022-). En las pocas escenas difundidas, puede verse a Lestat (Sam Reid) y también, a Louise (Jacob Anderson). Además revela una mirada muy rápida y poco clara de la atmósfera de la nueva adaptación de la célebre obra de Anne Rice. Pero, lo que sí dejó claro, es que el programa alejará su argumento de primer libro de las llamadas Crónicas Vampíricas, tanto como para resultar preocupante. Por lo visto, no se tratará solo de una nueva mirada a la historia, sino un replanteamiento completo de su estructura básica. 

Por años, Anne Rice batalló por la integridad de sus obras. Tanto como para que los contados intentos de llevarla al cine o la televisión terminaran en descalabros notorios. También en sonados enfrentamientos públicos con productores y estudios. Hace más de dos años, la escritora, ya semi retirada y con el apoyo de hijo Christopher Rice, comenzó a plantear lo que podría ser una adaptación a gran escala de sus historias principales. Pero ya fuera por lo voluminoso del material o el férreo control de la escritora sobre su trabajo, el resultado fue lento, cuando no infructuoso. Aún peor, una disputa más o menos evidente, entre los estudios por material fresco para un público ávido de nuevas franquicias y la versión de la escritora sobre sus personajes y escenarios. 

El avance de AMC parece ser el final de un largo e incómodo trayecto para la adaptación de las crónicas vampíricas. Y uno que no termina del todo bien. De acuerdo a lo mostrado en el cortísimo tráiler, la percepción sobre la naturaleza de la inmortalidad y el poder de la escritora han cambiado. Y no solo se trata de una transformación parcial en la versión central del universo de Rice. En realidad, es una sacudida poco clara del complicado planteamiento de la obra sobre la trascendencia, el amor, el bien y el mal. Finalmente, los grandes personajes de la literatura de terror de las últimas décadas llegaron a la televisión. Pero su versión es sin duda una confusa mezcla entre expectativas, la presión de un nuevo discurso y algo más complicado de analizar. 

Un largo trayecto hacia un público nuevo

Hace 27 años, el film Entrevista con el Vampiro de Neil Jordan asombró al público y a la crítica. Se trató de una adaptación fiel sobre un texto controversial que por tocó temas como la orientación sexual, la identidad de género y el amor homoerótico, antes que fuera parte de la gran conversación cultural. Lo hizo, además, con un elenco de estrellas que transformó la obra de un proyecto arriesgado, a uno de envergadura de clásico instantáneo.

La travesía de la icónica novela de horror hasta la pantalla grande fue complicada. La compañía Paramount Pictures adquirió los derechos un mes antes de la publicación del libro, pero debido a su contenido y complicada historia, terminó por pasar de estudio en estudio. Finalmente, a principio de los noventa, Warner Bros compró los derechos y se comprometió a llevar una versión del libro al cine.

Para entonces, ya las Crónicas Vampíricas de Anne Rice alcanzaban un cuarto volumen con El cuento del Ladrón de Cuerpos publicado en 1992. La escritora había construido un universo lo suficientemente sólido para tener sus propias pautas. Y una de ellas, era el aspecto físico de sus personajes principales. Basados en símbolos paganos sobre la belleza y en una elaborada versión sobre el esteticismo de Oscar Wilde, para Rice era de considerable importancia se respetara sus extensas descripciones físicas sobre sus vampiros. 

De hecho, el debate llevó a un enfrentamiento frontal entre Rice y la producción. Para cuando el elenco fue escogido, la escritora manifestó de manera pública su disconformidad con la selección de Tom Cruise para Lestat. Llegó a enviar una carta a los ejecutivos y amenazar con litigar en cortes, antes de permitir que la película “maltratara el libro de semejante manera”. Finalmente, la actuación de Cruise terminó por deslumbrar a Rice, que se disculpó de manera pública por lo ocurrido. Con el calendario de la publicación de Memnoch, el diablo, la quinta crónica vampírica sobre los hombros, la escritora escribió en su blog: “no dejaré que esto destruya mi vida”. 

Más tarde, Rice admitiría que nunca esperó el éxito y el nivel de adoración que Entrevista con el vampiro despertó entre sus seguidores y público en general. La película, dirigida por Neil Jordan (El juego de las lágrimas), se convirtió en un clásico elegante de un tipo de horror muy sofisticado. Tanto, como para que Jordan llegara a declarar que se trató de uno de sus proyectos más queridos. “No es muy frecuente que tengas la oportunidad de hacer una película complicada, oscura y peligrosa y conseguir un gran presupuesto. Tradicionalmente, las películas de vampiros se hacen en el extremo inferior de la escala, con poco dinero y en decorados rudimentarios. David Geffen es muy poderoso e invirtió mucho dinero en Entrevista. Yo quería hacerla a escala épica, algo como Lo que el viento se llevó”, contó en 1994 a Entertainment Weekly.

‘INTERVIEW WITH THE VAMPIRE’ de NEIL JORDAN (Foto de Francois Duhamel/Sygma via Getty Images)

Convertida en un ícono del cine de vampiros, con una secuela desdeñable y de nuevo, una batalla legal por los derechos, el film se volvió una joya singular. La única, de una planeada franquicia que jamás llegó a darse. A medida que el tiempo transcurrió, las siguientes y posibles películas se disolvieron en el limbo de las producciones incompletas. Para principios del milenio, lo que podría haber sido quizás una de las aproximaciones más asombrosas sobre el gótico contemporáneo, estaba en terreno incierto. Y entonces ocurrió lo impensable. 

De Vuelta a la Nueva Orleans nocturna 

La serie de AMC+ contará con ocho capítulos y está anunciada para estrenarse en algún punto del 2022. Según ha trascendido, será la puerta abierta para otras adaptaciones de la autora. El canal adquirió, además, los derechos de Crónicas vampíricas, sino de las llamadas Brujas Mayfair, otra franquicia célebre de Rice. Con abundante material a su disposición, es evidente que AMC podría comenzar una saga basada en vampiros. Una experiencia que ha llevado a cabo con éxito con The Walking Dead (2010-2022) y su universo en constante expansión.

En el 2002, Michael Rymer dirigió un secuela directa de la película en la que se incluía material de los dos libros siguientes al original. No obstante, se trató de una poco afortunada mezcla de tonos y estilos. El fracaso en taquilla y de crítica envió a la película al olvido y condenó a la saga a un largo silencio. En 2016, ya había hablado de un remake de Entrevista con el Vampiro dirigida por Josh Boone, popular por The Fault in Our Stars (2014). Incluso se rumoreó que el actor Jared Leto podría encarnar a Lestat. No obstante, el proyecto se disolvió sin que trascendiera una razón concreta para el fracaso.

Queen of the Damned (2002) Dirigida por Michael Rymer Aaliyah (Queen Akasha)

En 2018, y ya cuando la saga había alcanzado más de una docena de libros, Paramount TV compró los derechos. La transacción ocurrió después de que Rice se quejara en continuas ocasiones de la forma en que Hollywood había simplemente “olvidado” el material. El anuncio incluyó la noticia que Bryan Fuller sería el showrunner del proyecto. Conocido por el éxito Hannibal (2013-2015) y su adaptación de American Gods (2017-2021), Fuller parecía el candidato ideal para un drama adulto y complejo. De hecho, el creativo llegó aparecer en la fanpage oficial de la autora, sosteniendo lo que parecía ser el guion del posible piloto.

Tanto Anne como Christopher Rice (su hijo) comentaron que la adaptación se trasladaría a la época contemporánea, dejando atrás el aire gótico de la película de Jordan. Pero la propia escritora explicó que el show seguiría a Lestat (personaje interpretado por Tom Cruise en su versión cinematográfica) en su recorrido por el mundo actual. Por su parte, el canal anunció de inmediato que sería una “reinvención de la saga”, lo cual además incluía a Anne Rice y a su hijo Christopher en la producción. No obstante, los problemas comenzaron pronto. Por un lado, se habló de presiones de Paramount TV para que el material tuviera un tono juvenil.

Y por el otro, la presión de la autora sobre la rigurosidad de la adaptación, lo que llevó a Fuller a renunciar al proyecto. Finalmente, a finales de 2018, el material entró en un punto muerto y Paramount abandonó la producción. Hubo rumores sobre considerables desavenencias entre el tono y la forma en las que el canal, el showrunner y autora deseaban mostrar a los personajes.

En 2019, los derechos fueron adquiridos de nuevo. Esta vez, la plataforma por suscripción HULU tomó la decisión de llevar a cabo una adaptación de los 11 libros. Pero otra vez, la disparidad de opiniones en la producción y la llegada de la pandemia provocaron un parón de producción. Para entonces, había debates sobre cuál historia de las llamadas Crónicas llegaría a pantalla, además de su tono y enfoque. HULU, que ha tenido éxito en distintas adaptaciones en pantalla de material literario, se interesó otra vez, por una franquicia amplia. No obstante, para finales de año, los derechos volvieron a estar a la venta y la plataforma se retiró discretamente de cualquier proyecto relacionado con Rice.

Finalmente, AMC compró los proyectos durante el 2020 y decidió comenzar por una adaptación de la película Entrevista con el Vampiro. La intención es crear un macro universo que pueda incluir el resto de las novelas. Eso a pesar que con el transcurrir del tiempo, la historia de vampiros de Rice cruzó distintas etapas. La más reciente, un viraje a la ciencia ficción que desconcertó a sus adeptos y que abrió lo que parece ser una nueva etapa en su narración.

Una posible franquicia que da un paso en falso 

En el libro Entrevista con el Vampiro, Louis es un hombre blanco que se enfrenta a una Nueva Orleans oscura y misteriosa. Con una moral rígida, un luto familiar a cuestas y una personalidad melancólica, el personaje se debate en preguntas existenciales. De hecho, buena parte de la narración tiene un vínculo directo con la atormentada personalidad de Louis y su contexto. En especial, cuando la historia se enfoca en el hecho que como dueño de una plantación y esclavos, su nueva naturaleza sobrenatural se convierte en una gran interrogante tenebrosa. También, su aspecto físico es de enorme interés para Rice: Louis fue escogido para la inmortalidad por su belleza. Una idea que le sobrepasa y le repugna, al comprobar el vacío existencial de su larga vida como vampiro. 

Al otro extremo, Lestat es un misterio. O al menos, una criatura inexplicable para un hombre de 1791 como Louis. De hecho, la densa, emocional y sin duda pasional entre ambos, se enlaza con la percepción de la inmortalidad y lo sobrenatural de una forma poderosa. Lestat es una criatura cruel y violenta, de la que la escritora da pocos datos en el narración. El equilibrio de poder entre ambos es una curiosa percepción sobre el dolor, el sufrimiento y una torturada forma de amor. Tanto, como para que la conexión entre uno y otro sostenga gran parte de las preguntas filosóficas de la narración. Y como en el caso de Louis, el aspecto físico de Lestat es algo más que un dato anécdotico. Emparentado con la percepción de la belleza ideal y andrógina del efebo, a la vez que con la mirada estética de Oscar Wilde, Lestat una provocación.

Por último, Claudia es el enigma que une a la pareja de personajes. Descrita en decenas de ocasiones como una “pequeña muñeca de porcelana de apenas 5 años”, su aspecto hermoso es una condena. Una que además, se emparenta con el dolor de Louis y la subyacente culpa de Lestat. Como Louis, fue escogida por la inmortalidad por su belleza. La disyuntiva acerca de cómo la mente de Claudia madura mientras su cuerpo sigue siendo el de una niña resulta terrorífica y desoladora. Mucho más cuando al alcanzar la madurez de una mujer humana, la devastación del pequeño universo en el que vive junto con Louis y Lestat, llega a un final aterrador. 

Todo lo anterior, podría no estar incluído en la serie de AMC+. Desde el aspecto físico de los personajes hasta los hilos que mueven su comportamiento. El primer vistazo ha dejado claro que para el canal, la importancia del universo creado por Rice es meramente referencial. Desde el hecho que Louis sea un actor afrobitánico (lo que definiría de manera por completo distinta su lugar en una sociedad como la de 1791) hasta el hecho que Bailey Bass, actriz que interpreta a Claudia tenga 17 años. Incluso, la edad del personaje de Lestat, que en el texto apenas llega a la veintena. La concepción sobre la tensión entre el amor, la culpa, la necesidad y el sufrimiento desaparece casi por completo. La nueva configuración del trío de personajes parece encaminarse más a un triángulo amoroso convencional, que a la brutal versión sobre las emociones de criaturas inexplicables del libro. 

¿Cómo podrá la serie narrar la vida de un hombre de la gens de couleur libre (que es lo que será Louis, en la versión para televisión) en contraposición al escenario descrito en el libro?; ¿cuál podría ser el conflicto de Claudia, transformada para la ocasión en una adolescente que bien podría ser considerada adulta en su tiempo?. Mucho más preocupante aún: ¿de qué forma comprende la serie a Lestat, cuyo aspecto viril y masculino rompe la dualidad andrógina que le define en los libros? Por ahora, AMC+ está mucho más interesada en reverdecer la popularidad de la historia de Anne Rice, comenzando por su libro más conocido, que en respetar su esencia. Entrevista con el Vampiro, publicado el 12 de abril de 1976, fue una obra de ruptura que abrió una nueva mirada sobre el género de vampiros.

La película de 1994 en un instantáneo éxito y levantó una moderada polémica a su alrededor. Con el productor de Breaking Bad (2008-2013), Mark Johnson, a la cabeza, AMC+ espera lograr un fenómeno semejante. Los libros, divididos en una trilogía central y varias historia independientes, podrían convertirse en una franquicia con su propio universo. El canal, que logró llevar a cabo un proyecto semejante con The Walking Dead (2010-2022), intentaría crear varias series, interconectadas entre sí a la historia principal.

La serie estará dirigida por Rolin Jones y contará Anne y Christopher Rice como productores ejecutivos. Jones, conocido por su impecable trabajo en Friday Night Lights (2006-2011), se mostró entusiasmado de tomar las riendas de una producción de semejante envergadura. En sus palabras, se trata mucho más de un homenaje a un cuidadoso trabajo literario, que a una simple producción televisiva.

“En 1973, una madre afligida y una escritora extraordinaria comenzó lo que se convertiría en la mejor novela de vampiros jamás escrita, con todos los respetos al Sr. Stoker”, dijo Jones en un comunicado. “Casi 50 años después, sabemos lo que se espera de nosotros. Sabemos cuánto significan este libro y los que siguen para su enorme base de fanáticos. Te sentimos sobre nuestros hombros mientras cuidamos el Savage Garden. Louis y Lestat están saliendo de su escondite y estamos ansiosos por reunirlos contigo”.

Con una considerable y fiel base de fans, las historias de Rice se han mantenido populares a través del tiempo. Con su habilidad para analizar el erotismo y la orientación sexual bajo la premisa del género gótico, las novelas de Rice no parecen perder vigencia. A pesar de los tropiezos de la escritora con el mundo del entretenimiento, sigue siendo una de las más vendidas en el mundo. Y a pesar de eso, la duda es evidente. ¿Será el experimento de AMC+ un fracaso destinado a de nuevo, hundir la obra de Rice en el ostracismo de las adaptaciones televisivas? Solo queda esperar. 

Ayudanos a seguir creciendo

Si te gusta lo que hacemos, podés colaborar con un aporte único o suscripción mensual.

cafecito